En entornos profesionales cada vez se habla más de optar por la conectividad a través de los conocidos como servicios NaaS o de Red como Servicio. Más que por una moda, esta modalidad ofrece un conjunto de ventajas que la hace muy atractiva para ciertos escenarios. Vamos a hablaros de en qué consiste este tipo de servicios y de los motivos que lo han llevado a ser tendencia.

¿Qué es la Red como Servicio, Network as a Service o Naas?

NaaS es el término que se utiliza para definir un modelo de servicio en la nube mediante el cual los clientes de los proveedores de Internet pueden disponer de redes propias sin tener que instalar ni mantener la infraestructura que estas requieren.

Los modelos NaaS incluyen hardware, software, licencias y servicios de soporte integrados en una oferta flexible o basada en suscripción. La gestión de las redes generadas por parte de los clientes sólamente implica el uso de un software proporcionado por el proveedor del servicio.

Algunos expertos han identificado 3 grados de implementación de NaaS, que son:

NaaS es una valiosa alternativa a las redes privadas virtuales (VPN), las conexiones de conmutación de etiquetas multiprotocolo (MPLS) u otras configuraciones de red heredadas. También puede sustituir al hardware de red local, como los cortafuegos y los balanceadores de carga.

¿Por qué surge NaaS y qué necesidades cubre?

Cloud Computing y soluciones SaaS

Network as a Service surge cómo una respuesta al crecimiento de Cloud Computing y de soluciones SaaS (Software as a Service) en la nube. Antes de ese momento, muchas empresas, por seguridad, configuraban sus propias redes privadas para proteger sus datos de un Internet que no consideraban seguro.

En empresas que contaban con diversas sedes, tenían que dar forma a sus redes de área amplia o WAN que interconectaban las redes privadas de cada una de ellas, generando algo que podríamos definir como un “Internet privado”.

El problema surgía cuando un trabajador tenía que conectarse a Internet, algo que cada vez era más frecuente con la adopción de soluciones en la nube. En estos casos, el tráfico de datos tenía que pasar de la red interna al exterior a través de una VPN, lo cual originaba un considerable cuello de botella. Algo de lo que ya no tienen que preocuparse gracias a NaaS.

Ventajas de optar por la Red como Servicio o NaaS

Más allá de evitar “atascos” en el flujo de los paquetes de información, contar con un servicios NaaS aporta a sus usuarios un conjunto de beneficios que pasamos a recopilar:

¿Con qué recursos deben contar los integradores de soluciones NaaS?

Los integradores de redes cumplen con una función fundamental en todo este proceso. Son ellos los responsables de desplegar los dispositivos de red que el proveedor ofrecerá y gestionará para sus clientes.

Es por ello que los integradores deben hacerse con hardware y software avanzado que permita al proveedor brindar un servicio a la altura de las circunstancias, como es el caso del que disponemos desde Galgus.

Basándonos en la filosofía Software-Defined WiFi, desarrollamos nuestro software CHT (Cognitive Hotspot Technology), que convierte los puntos de acceso inalámbricos en dispositivos inteligentes capaces de medir los principales parámetros de red, intercambiando información entre ellos para que, conjuntamente, puedan tomar automáticamente las mejores decisiones para el desempeño de la red.

Además, con nuestra solución Cloud Manager, se pueden gestionar en la nube todos los activos de la red, con completa independencia geográfica y temporal. 

Con todo ello, añadido a otras funcionalidades que pueden aportar aún más valor, hacen de Galgus una opción muy a tener en cuenta para las empresas que integran redes que van a ser ofertadas como NaaS. Si hemos despertado tu interés y te gustaría profundizar más en todo ello, siempre será un placer atenderte. ¡Contacta con nosotros ya!